Empresas de Anclajes

Las empresas de anclajes ofrecen sus servicios para la construcción de soportes que sirven para dar fijación a cimentaciones profundas, asegurando así la estabilidad de la construcción; esos soportes son los anclajes y generalmente son empleados en la edificación de muros. Las empresas de anclajes los pueden instalar en diversos tipos de superficies, ya sea esta vertical, horizontal o inclinada. Los anclajes son empleados con el fin de dar refuerzo y sostenimiento a suelos y masas rocosas que estén parcialmente sueltas o fracturadas.

Las empresas de anclajes trabajan con diversos tipos de anclajes. Estos son clasificados de acuerdo con el tiempo a partir del que ejecuta su función o también según su forma de trabajar. Según estas clasificaciones, los anclajes pueden ser, según su tiempo de función, provisionales o permanentes. Los primeros sirven para dar estabilidad a una estructura hasta que esta reciba otros elementos resistentes que lo reemplacen. Mientras que, los anclajes permanentes son empleados a fin de que cumpla su función en carácter definitivo. Por ello, son proyectados para soportar los posibles efectos de la corrosión.

Por otro lado, los anclajes también pueden ser clasificados según la forma como trabajan y el momento es que comienzan a realizar su función. Algunos comienzan su función inmediatamente después de su instalación; otros, cuando una fuerza pasa a ser ejercida sobre ellos. Los anclajes conocidos como pasivos entran en tracción cuando comienza a producirse la deformación de la masa de suelo o roca; es decir, son un tipo de construcción preventiva, puesto que deben ser edificados antes que un determinado suelo comience a moverse, o bien que ese movimiento no haya aún llegado a ser demasiadamente peligroso. De este modo, si el terreno llega a moverse, el anclaje debe sostenerlo. En cambio, los anclajes activos comprimen el terreno entre el anclaje y la placa de apoyo de la cabeza. Su armadura es pretensada hasta alcanzar su carga admisible; es decir, comienzan a actuar tan solo sean instalados, por ello, podrían ser empleados en lugares que requieren una atención de urgencia. Además, existen los anclajes mixtos que son pretensados con una carga menor a la de su capacidad, reservando una fracción de su resistencia para actuar frente a posibles movimientos aleatorios del terreno. Este último tipo es un intermedio entre los anteriores.

La construcción de un anclaje requiere mucha atención, puesto que ese proceso debe respetar una serie de requisitos que ofrecen la seguridad de la edificación. En primer lugar, antes de la construcción, el suelo, donde será instalado en anclaje, debe ser perforado, generalmente la perforación es realizada hasta algunos centímetros por debajo de la posición indicada para el primer nivel superior del anclaje. Seguidamente, son excavados los orificios para el primer nivel de anclajes; luego, entonces, es armado el primer nivel con varillas centradas, después de eso, viene la etapa del hormigonado parcial de ese primer nivel. Con esa primera fase concluida, se pasa entonces a la construcción del primer nivel superior del muro.

Ahora bien, tratamos de presentar resumidamente qué son los anclajes. Sin embargo, es fundamental que proyectos de construcción civil sean realizados por profesionales del área, y que la ejecución de dichos proyectos sea encomendada también a profesionales. En España, Montenegro Expersa tiene experiencia en la construcción de anclajes y realiza su trabajo con responsabilidad y comprometimiento, gracias a sus colaboradores.

En Montenegro Expersa somos una empresa especializada en perforaciones y en la edificación de estructuras, entre ellas, los anclajes. Son más de 30 nuestros años de experiencia. Atendemos en todo el país, y estamos disponibles para acoger y buscar soluciones para las dudas referentes a las edificaciones y a las perforaciones.

Otros artículos: