Conoce las técnicas para la inyección de micropilotes en Asturias

En Asturias existen muchos puentes históricos que forman parte de la historia de esta bella y popular zona, entre los que podemos encontrar el puente la Jaya, el puente medieval sobre el Dobra, el de Cangas de Narcea, el de Sote de Agues y el Puentón de Cangas de Onís, estos son algunos de los que no podrías dejar de visitar si vas a Asturias.

Estos puentes son visitados por turistas constantemente, sin saber lo qué los ha mantenido allí durante tanto tiempo, definitivamente los cimientos de los puentes deben tener características especiales y muchos de ellos han necesitado reparaciones que les permita mantenerse en pie pues para nadie es un secreto que los suelos ubicados a orillas de los ríos suelen ser pobres.

En este sentido es bueno hablar sobre la tecnología referida a la inyección de micropilotes en Asturias, pues además de la inestabilidad que puede presentar cualquiera de sus puentes se encuentra las dificultades para el acceso de los equipos.

Es muy común que para estas obras antiguas se utilicen los micropilotes para reforzar sus fundaciones, estos micropilotes no son más que pequeños pilotes de menos de 30 cm. de diámetro, que pueden ser incrustados en el suelo mediante perforación o inyección y poseen una alta capacidad de carga gracias a la gran fricción que puede desarrollar.

Esta tecnología se introdujo primeramente en Italia en los años 50, para aquel entonces llamados “palo radice” tenían el principal objetivo de socalzar edificios y monumentos históricos, los cuales abundan en Italia y representan una gran fuente de turismo para el país.

Estos pilotes menores no cumplían con los requisitos mínimos permitidos por los códigos que estaban establecidos en esa época, sin embargo ayudaron en gran medida para sostener y recalzar estructuras que podían colapsar en cualquier momento.

Así mismo en Asturias son utilizados para socalzados de estructuras históricas y pueden ser utilizados para fundar los cimientos de cualquier estructura nueva.

 

Micropilotes inyectados

Con respecto a los micropilotes inyectados, esta es una técnica en la que la armadura como tal del micropilote es la barra tanto de perforación como de inyección. Esta es una característica básica, que lo asocia a una alta calidad de cada uno de los componentes del sistema, tales como barras, acoples y bits, entre otros.

Esta es una excelente solución para un terreno, cuando se necesita trabajar con rapidez, los micropilotes inyectados, también conocidos como Titan están conformados por barras huecas con una rosca externa que se encuentra en toda la longitud.

Por lo general la longitud de fabricación de estas barras es de unos tres metros de alto, que pueden ser empalmadas, a través de manguitos roscados, para alcanzar la profundidad deseada y también puede cortarse las barras en caso de necesitarlo.

Una de las características de este tipo de micropilotaje es que como la lechada de cementación actúa como fluido de perforación, es inyectada durante todo el proceso de perforación.

En Asturias puedes contar con personal altamente capacitado para realizar cimientos seguros y Montenegro Expersa es una excelente opción, así que te invitamos a llenar nuestro formulario de contacto, te atenderemos a la brevedad posible.

Otros artículos: